sercompetentes.com está editado por:
Banner

Encuestas

¿Es el Coaching una moda pasajera?
 

Los objetivos fundamentales del coaching

Imprimir PDF

Pasado el primer estadio sobre el Coaching en el que hemos conseguido que nuestros interlocutores entiendan en que consiste en coaching, siempre aparece la segunda cuestión: ¿y para que sirve el coaching?

No está mal que al coach lo sometan regularmente a los interrogantes de en qué consiste el coaching y para qué sirve. Esto nos ayuda a tener muy claro en todo momento qué hacemos y que objetivos perseguimos.

Pero retomando la cuestión, podríamos decir que los objetivos del coaching son los propios objetivos que se marca nuestro cliente (coachee); aunque de forma general el coaching persigue unos objetivos fundamentales.

Fundamentalmente el coaching busca optimizar el rendimiento de coachee en cualquiera de los ámbitos de la vida. Normalmente, cuanto se actúa en el ámbito profesional o laboral, el coaching persigue alcanzar un alto rendimiento. Cuando se trata de actuar sobre ámbitos extralaborales, en las cuestiones personales, el coaching está más dirigido a la búsqueda de un equilibrio o estabilidad.

En cualquiera de los casos; ya sea el buscar un alto rendimiento o un equilibrio, el coaching utiliza distintas herramientas que tienen como objetivo fundamental el autoconocimiento. Cada persona, antes de plantearse cualquier estrategia dirigida a conseguir cualquier objetivo de rendimiento o equilibrio, debe partir de un perfecto conocimiento de sus propias fortalezas y debilidades.

Partiendo de este autoconocimiento por el propio cliente, el coach podrá ayudarle a mejorar en las distintas facetas que el coachee se esté planteando como estrategia para conseguir las metas auto establecidas.

Llegados a este punto, el coach debe trabajar la autoconfianza de su cliente con refuerzos positivos, relacionando comportamientos, sentimientos y pensamientos, estableciendo hipótesis y alternativas…

Cuando el cliente tiene claros sus objetivos, conoce sus potencialidades y flaquezas, y se encuentra con la confianza suficiente; el coaching debe trabajar en el objetivo fundamental de que el coachee ponga en valor las propias habilidades necesarias, adquiriendo hábitos de eficacia y eficiencia centrados en la consecución de las metas.

Pero el coaching no debe olvidar que todo lo expuesto tiene que tener una cierta armonía con el entorno en que el cliente se desenvuelve. Son objetivos fundamentales del coaching, trabajar el liderazgo del coachee, mejorar el rendimiento y las relaciones de los Equipos de Trabajo o Grupos de personas donde esté integrado nuestro cliente, mejorar su capacidad para la resolución de posibles conflictos…

El coaching fundamentalmente debe ayudar a coachee a autoliderarse, intentando que consiga mejorar su vida de manera global.

Visto todo lo expuesto hasta ahora, podríamos resumir como objetivos fundamentales del coaching:

-Optimización.

-Alto Rendimiento / Equilibrio.

-Autoconocimiento: Fortalezas y Debilidades.

- Autoconfianza / Habilidades / Hábitos.

- Liderazgo / Trabajo en Equipo / Resolución de Conflictos.

-Autoliderazgo / Mejora Global.

FacebookTwitterLinkedin